Margarita Zavala no podría ganar la Presidencia en 2018

14 junio 2015

veces compartido

Lo primero que pensé, es que si el PAN postula a Margarita, significa que éste partido tardará mucho en regresar a los Pinos (aunque Margarita no ha afirmado hasta el momento en que escribo si va por el PAN). Pensé en que los panistas (al menos los que la apoyan) no habían aprendido su lección aunque tampoco es como que dentro de ese partido haya de donde escoger. No me cae mal Margarita Zavala, cumplió bien su papel de Primera Dama, ayudó de alguna forma a atemperar el mal humor de su esposo Felipe Calderón y creo que es una persona íntegra aunque no concuerde en todo su credo.

Margarita Zavala no puede ganar la Presidencia en 2018

El problema para Margarita es que debido a las circunstancias, su perfil no es el adecuado en un panorama donde se necesita a alguien que logre obtener el suficiente voto útil que será necesario para derrotar al PRI (el partido natural a vencer), que recordemos, que aún con todo el descrédito, y las casas blancas y demás historias, conservó mayoría en el Congreso. Margarita Zavala es esposa de Felipe Calderón, y yo no me imagino a un izquierdista votando por ella para quitar al PRI, cuando el PAN sufre también una pérdida de reputación ante el electorado, y aunque termine sin ir por ese partido, la figura de su esposo (que la fortalece frente a los panistas pero la debilita ante los demàs) pesará.

Vimos a Margarita Zavala y a Josefina Vázquez Mota viajar para apoyar a los candidatos de su partido. El efecto que hizo su presencia en las elecciones fue poco más que nulo y eso es algo a tomar en cuenta. La figura de Margarita reafirmará la elección de los votantes que simpatizan de alguna manera con el PAN (igual que Josefina) pero es difícil que pueda trascender más allá.

Las elecciones pasadas nos dejaron muchas lecciones. Las figuras que lograron “quitarle el poder al PRI” (no sólo fue el PRI el castigado, el PAN también lo fue) fueron aquellas que pudieron hacerse con el voto útil y el de los indecisos. Enrique Alfaro y el Bronco son un gran ejemplo de ello, el independiente del distrito 10 Pedro Kumamoto, lo hizo captando al voto conservador al tiempo que lo hacía también con el electorado progresista. Manuel Clouthier hizo lo mismo (él tendría bastantes más posibilidades). Es difícil que Margarita, una figura tradicional, pueda hacer algo igual; sobre todo porque la imagen de Felipe Calderón ante una considerable porción de la izquierda cuyos votos podrían ser necesarios es mala.

Margarita sólo podría ganar en un escenario donde el PRI se derrumbe y quede ella frente al otro destapado, Andrés Manuel y se repita la historia del 2006 donde Calderón no ganó por sus méritos sino por el temor que despertaba el tabasqueño; pero eso es muy difícil que suceda. La figura del candidato independiente hará que otros levanten la mano, seguramente tendremos en la terna al menos a un candidato independiente (aunque éste la pueda tener más difícil porque no es lo mismo el voto urbano que el rural y porque necesita estructuras a nivel nacional para conseguir el registro), y no digamos otros partidos como Movimiento Ciudadano que teniendo en sus filas a Marcelo Ebrard o Enrique Alfaro, podría postular a un candidato que se vuelva competitivo.

Margarita podrá ser muchas cosas y sus afines me podrán hacer una lista de virtudes y buenas intenciones. El problema es que como figura, Margarita es muy mediana (al igual que lo fue Vázquez Mota) y en las circunstancias actuales dudo mucho que funcione.

Lástima Margarita… Zavala. Y viendo el video del destape, concluyo que le hace falta prepararse mucho, si es que quiere ser una candidata de verdad.

PD: Y si dije que tampoco Aristegui no podría serlo, no es porque mis afirmaciones tengan algún sentido misógino, por el contrario, me encantaría ver a una mujer presidiendo este país.

veces compartido

Deja tu comentario

Síguenos:

Archivo

Destacados

Encuesta

    • Votarías por José Antonio Meade

      Ver Resultados

      Cargando ... Cargando ...
  • Twitter