Mexicanos al grito de grasa

11 julio 2013

veces compartido
  1. Mexicanos al grito de grasa
  2. Con la torta a tragar y el jamón
  3. Y retiemblen las lonjas de grasa
  4. Al sonoro rugir del nalgón

Mexicanos al grito de grasa

México ya es el país con más sobrepeso en el mundo. Ya no es el Couch Potato arrimado en su sillón viendo el futbol americano con su cerveza en la panza (Pobre Homero Simpson), ahora es el gordito mexicano con el ombligo de fuera gritándole a la tele: -¡Vamos pinches Águilas¡ ¿Por qué no haces el cambio, pinche Piojo?-.

¿Por qué somos gorditos los mexicanos?

-Ah es, que los gorditos somos simpaticones. El gordito de la escuela es el que hace reír a todos-. También claro, es candidato a sufrir bullying.

El empleado gordito sale de su trabajo que tanto odia para comer en un puesto de la esquina. Los tacos bañados en grasa, luego unos chicharrones, su gansito del Oxxo comprado en la caja donde sí cobran. Pero eso sí, su Coca Light llena de compuestos químicos, aspartame y fenolcetonúricos para que no sienta remordimiento por haber comido tanto.

¿Y el ejercicio cuando? México es uno de los países donde se trabaja más (aunque de manera muy ineficiente). El empleado enajenado llega a su trabajo, y no faltan los bocados y el coffee break de 15 minutos que se extiende por más tiempo. Sale siempre tarde de trabajar, y llega a ver su novela de Televisa. ¿Pa cuando el ejercicio? El fin de semana hay que chupar chela, y lo que queda de tiempo para “estar” con la familia. Dicen que las relaciones sexuales ayudan a quemar calorías, pero muchas veces alguno de los que componen la pareja no está dispuesta a tener sexo.

A un joven gordito le dicen que es importante que baje de peso para que le den trabajo. Después el gordito ve a Carstens en la tele, y dice -¡No es cierto!, él es tres veces más gordito que yo, y él maneja parte de la economía del país-. Aunque dudo que este joven cumpla su sueño de ser Presidente de la República: Han habido ineptos, ignorantes, estúpidos, pero no gorditos. Alvaro Obregón podría ser una de las pocas excepciones, pero cuando perdió el brazo en combate se alteró su metabolismo. Aunque yo creo que esto se debe más a la muy fuerte carga de trabajo de los presidentes y políticos con altos puestos, tienen que ir de allá para acá, con lo cual son poco propicios al sedentarismo.

A nadie le gusta ser gordito. Sí, es posible ser gordito y tener una alta autoestima, y hasta con capacidad de ligar parejas esbeltas y hermosas, pero no implica que esta persona adore su gordura, más bien, no le da tanta importancia pero al final del día no le gusta. Hace más de una década vi un programa con el infame Nino Canún donde unas gorditas crearon un movimiento a favor de las chicas gordas porque no les gustaban que las discriminaran. No es que aceptaran su peso, por el contrario, lo que pasaba es que ellas difícilmente podrían ser flacas debido a sus condiciones genéticas y metabólicas.

Ser gordito no es cómodo, porque se siente una carga en el cuerpo, sobre todo aquellos que tenemos un metabolismo que nos cambia de peso repentinamente al punto en que en medio año podemos estar delgados de nuevo. El único lado bueno de este nuevo “record” es que debido a la ley de la oferta y la demanda, seguirá creciendo la oferta de producto para gorditos. La ropa XXXL será más común y no tendrás que asistir a tiendas especializadas para comprarlas. Otros como yo, sufrimos porque al final del día, la ropa que compramos, en 1 año ya no sirve, ya sea porque nos queda demasiado grande o demasiado chica.

¿Quién ha fracasado? ¿El gobierno que no implementa políticas públicas adecuadas? ¿Todos los gorditos que tragan y tragan, y no hacen nada de ejercicio? ¿La selección mexicana que hace que los niños en vez de salir a jugar, agarren el XBox y jueguen unos Fifas? ¿El Chepo? ¿La Rosa de Guadalupe? ¿Toda nuestra comida grasienta con altos porcentajes calóricos? ¡Díganme, díganme quien!.

Algunos políticos como cierto panista llamado Guillermo Martínez Mora, tienen muchas ganas de contribuir. Dice que no quiere ciclovías ni quiere regenerar espacios públicos porque quesque les molesta a los vecinos. No somos un país donde se preste mucho la convivencia en la calle. Algunos solo corren en el gym (en la elíptica). La vida es, casa-coche-trabajo-coche-casa. ¡Trasladarse a pie dos cuadras es de nacos, usa tu coche!, peor si usas transporte público, ya perdiste tu dignidad. Aunque los que lo usan, al menos caminaron algunas cuadritas, al menos su sedentarismo no es radical.

Dicen que la depresión causa gordura. Posibles motivos:

  1. La crisis económica (recuerden que es algo que siempre va a existir porque todo el mundo dice “la situación está difícil”, aunque el PIB crezca 40%)
  2. La reforma energética. ¡El petróleo es de todos mexicanos, y pa que los gringos no nos lo quiten, todos los mexicanos nos lo vamos a comer!
  3. El mal paso de la Selección Mexicana. Helados Holanda y Haagen Dazs tuvieron un incremento de utilidades del 300%, debido a que después de la derrota con Panamá, muchos se compraron su botesote de helado de dos litros.
  4. El final trágico de la telenovela. ¿Porqué Fernando Alberto de los Palacios tuvo que morir? ¡Iba a heredar la fortuna!
  5. Enrique Peña Nieto. No solo le quitó caché a eso de ser galán, guapo y delgado. A la vez hizo quebrar a Folicure con lo cual se perdieron miles de empleos, debido aque marcó una tendencia donde no tener pelo es sinónimo de cultura.

Pero bueno, querían que fuéramos los primeros en algo. ¡Lo logramos!. Todos los mexicanos aprobamos las reformas estructurales alimenticias que nuestro hambriento estómago necesita.

 

veces compartido

Deja tu comentario

Síguenos:

Archivo

Destacados

Encuesta

    • Votarías por José Antonio Meade

      Ver Resultados

      Cargando ... Cargando ...
  • Twitter