¿Quiúbole con la lectura en México?

17 marzo 2011

veces compartido

Para empezar quiero aclarar que no tengo nada en contra de Yordi Rosado ni de Gaby Vargas quienes han tenido un tremendo éxito con sus libros, ellos son los menos culpables de que sus libros hayan roto records de ventas, ellos hicieron su esfuerzo por la obra que elaboraron y lograron triunfar. Pero es que me llama la atención: La serie de libros Quiúbole con? se ha convertido en lo más leído en los últimos 40 años. Sí, así como lo oyen ustedes, este libro que habla sobre superación personal, autoestima, sexualidad y demás temas para los jóvenes es lo más leído en México, superando los libros de Carlos Cuauhtémoc Sánchez y otras obras mayores y menores.

Algo tiene ese libro de Vargas y de Rosado (que nunca lo he leído, mas si lo he ojeado alguna vez en un Sanborns) que ha generado tantas ventas. Puede ser un libro fresco, ameno, muy ad hoc para los jóvenes de hoy; pero no se trata de una obra cultural, una novela de algún reconocido autor, alguna novela famosa histórica ni nada que nutra de forma positiva la intelectualidad de la persona que lo lee. Si se dice que en México la gente lee de uno a dos libros al año, hay que tomar en cuenta este dato ¿que libros son los que más se leen?. Y entonces ya podemos sacar conclusiones de por qué estamos como estamos. La mayoría de los libros que se leen no son libros que aporten algo culturalmente significativo.

Me acuerdo que uno de los entrevistados en mi artículo – entrevista sobre los líderes dijo que se debían de fomentar lectores en lugar de televidentes. Estoy totalmente de acuerdo con él, pero yo le agregaría algo más al comentario. Se deberían de fomentar lectores de calidad. ¿De que sirve que tengamos lectores que solo leen libros de ínfima calidad cultural como son este de Quiúbole con… o los de Carlos Cuauhtémoc Sánchez?. Esos libros no son muy distintos de una revista del corazón juveniles (ej, Eres, Tú) o bien, son simple superación personal sin una base psicológica bien fundamentada. Se les llama libros porque tienen el formato de un libro, pero me la pensaría dos veces al llamarles libros porque no cumplen el cometido que debería cumplir un libro: Nutrir la intelectualidad de la gente.

¿Que es lo que debemos de hacer para que la gente se acerque a libros que tengan contenido nutritivo para sus mentes?. En México hay los espacios para hacerlo, los libros no son demasiado caros como para no poder comprarlos, hay muchos autores mexicanos, extranjeros, variedad, tiendas, hay todo para poder acercar la lectura a la gente, pero ¿que es lo que pasa que la gente no se acerca a los libros cuando los tienen a la mano?. Lo vuelvo a repetir, los menos culpables son los autores de este tipo de libros que se venden como pan caliente, ellos están en el derecho de hacer su negocio, tendríamos que ver más bien lo que hay que hacer para que los libros que de verdad valen la pena fueran los que se vendieran como pan caliente.

La lectura es reflejo intrínseco de la cultura y el desarrollo de un país, y en ese ámbito, duele decirlo, pero estamos reprobados. Entonces si nos tendríamos que replantear y preguntar: ¿Quiúbole con la lectura en México?.

 

veces compartido

Deja tu comentario

Síguenos:

Archivo

Destacados

Encuesta

    • Votarías por José Antonio Meade

      Ver Resultados

      Cargando ... Cargando ...
  • Twitter