El fracaso de un sistema económico

28 septiembre 2008

veces compartido

Por ahí dicen que la crisis financiera que vive Estados Unidos va a ser peor que la de 1929. Empresas como AIG, Merrill Lynch & Co y Lehman Brothers han tenido bajas históricas y parece ser, por lo que se, que esta última empresa ha cavado su tumba. Se escuchan historias de bancarrotas y se pide a la FED que las rescate en una versión gringa del Fobaproa.

Esta crisis financiera nos enseña algo, que bien, ya sabíamos, pero que solo se necesitaba un suceso que consumara esta tesis: El Liberalismo Económico (neoliberalismo) no es la panacea que los estadounidenses quisieron vender. Los neoliberales se defendían argumentando la solidez de sus economías, porque al no haber intervención del estado, la inflación iba a ser mínima, y por lo tanto no se iban a repetir crisis como las de antaño. Pero sorpresa, ese argumento que servía como contraposición a la realidad de que este sistema no distribuye la riqueza ha perdido su validez. Bienvenidos al Siglo XXI, en el neoliberalismo también hay crisis.

Incluso los que defendían arduamente esta tesis lo saben; prueba fue que la misma derecha mexicana (PAN) ha tenido que mostrarse mas intervencionista al crear nuevos impuestos como el IETU, o interviniendo en los precios de la gasolina o de las tortillas; haya sido o no una buena decisión. Y también si hablamos de las nacionalizaciones de  Freddie Mac y Fanny Mae -¿Estados Unidos, Nacionalizar, Whaaat?.

El que sea el próximo presidente de Estados Unidos tendrá un arduo trabajo. Tanto McCain que verá parte de sus convicciones contradichas por la práctica, u Obama del cual veremos si en realidad tiene peso para dirigir el difícil barco que es Estados Unidos.

Ahora será necesario buscar un sistema económico, no radicalmente opuesto, pero si mas neutro y que sepa combinar la energía y emprendimiento empresarial, pero con un estado que de alguna forma regule al mercado e interventa cuando este tenga fallas; tanto en la distribución de la riqueza, como en crisis como la que están sufriendo los estadounidenses.

Ni modo señor Milton Friedman, ya es hora de que se busquen alternativas económicas mas novedosas y elaboradas; y los conservadores saben que ya no tienen ese pretexto económico para no llevar a cabo políticas sociales como mejor educación, o mejor salud. Si hace mas de 20 años se sentenció al comunismo con la caída del Muro de Berlín, parece ser que esta crisis cavará la tumba de los neoliberales ortodoxos.

veces compartido

Deja tu comentario

Síguenos:

Archivo

Destacados

Encuesta

    • Votarías por José Antonio Meade

      Ver Resultados

      Cargando ... Cargando ...
  • Twitter