Secuestradores y pseudohumanos vivientes

24 junio 2013

veces compartido

¿Qué fregados tienen en la cabeza? ¿Cómo puedo concebir que alguien tenga el empacho de robar a un niño o jóven inocente para los intereses más oscuros y siniestros dentro de los cuales puede estar la privación de la vida, tráfico de órganos o trata de personas? De verdad, ¿Cómo un ser humano puede descomponerse hasta ese grado? Estas preguntas nos los hacemos muchos al ver lo que está sucediendo en la Ciudad de Guadalajara estos secuestradores, municipio cada vez más inseguro donde parece haber cada vez mayor tolerancia ante los criminales y aquellos sectores de gente que vive al margen de toda ley, ética y moral.

Secuestradores y pseudohumanos vivientes

En esta ciudad se emitió la alerta AMBER, que para quien no sepa que es eso, es un mecanismo implementado en varios países del mundo para notificar a menores de edad desaparecidos, y propagar la información lo más rápido posible. Resulta que tres menores de edad fueron secuestrados. Uno de ellos le fue arrebatado a su madre en la avenida Lázaro Cárdenas, otros dos, Andrés Barba, y Luis Antonio Ortiz, desaparecieron en Plaza Ciudadela, de donde se iban a dirigir a su escuela.

Historias de menores de edad secuestrados o robados hay muchas. Recuerdo a una joven que conocía en un trabajo que tuve, que fue secuestrada en las inmediaciones de la Arena VFG en Tlajomulco con el fin de utilizarlas para pedir dinero y prostituírlas. Esta joven tuvo suerte de ser rescatada antes de que los parásitos mal llamados humanos, pudieran hacerle algún daño mayor. Igual he conocido historias de niños que son secuestrados y mandados a otra ciudad para pedir dinero en la calle.

Gente que ha dejado de ser humana y se ha convertido en animal. Lo primero que uno pensaría ante estos hechos son penas duras y drásticas (que los maten, que los mutilen), pero en la práctica con la impunidad y corrupción, medidas así sirven más bien de poco y podrían ser hasta contraproducentes. ¿Qué pasa con el tejido social para que personas dejen de ser personas y se conviertan en algo peor que animales? Una país con una distribución de la riqueza insultante es caldo de cultivo para la generación de estos criminales. Gente que en un entorno adverso, se despojan de cualquier orden ético y moral, pierden cualquier sentido de sensibilidad y se dedican a destruir para obtener recursos. Es cierto que hay gente que nace con algún mal que lo hace actuar así, pero la mayoría de estas “personas” se vuelven así, dejan no solo de ser productivos a la sociedad, sino que buscan destruirla.

Pero el que el entorno sea adverso no significa que estos animales se conviertan en víctimas, más aún cuando tienen eso que llamamos libre albedrío. Son gente inadaptada que al despojar a los demás humanos de sus derechos deben de perder los suyos. Es gente cobarde porque buscan sacar provecho de personas vulnerables que tienen muy poca capacidad de defenderse. Gente que debe de ser repudiada y condenada, no solo penalmente, sino dentro de la sociedad.

No solo la víctima de estas “personas” sufren. Sufren sus familias, y terminan afectando a la sociedad cuyos niveles de ansiedad aumenta ante el miedo de ser ultrajados y creando un estado de paranoia. Personas que ya se la pensarán dos veces para ir con sus hijos al centro comercial o salir con ellos en la calle.

Si quieren ayudar y propagar esta información aquí pueden encontrar más información: http://www.lajornadajalisco.com.mx/2013/06/23/lanzan-alerta-por-tres-desaparecidos/

veces compartido

Deja tu comentario

Síguenos:

Archivo

Destacados

Encuesta

    • Votarías por José Antonio Meade

      Ver Resultados

      Cargando ... Cargando ...
  • Twitter