Acosadores sexuales

25 enero 2012

veces compartido

En realidad no se a cierta ciencia que sienten las mujeres cuando van caminando por las calles y algún hombre le empieza a gritar desde un -hay mamacita chula, estas bien buena- hasta un -vente para que te la acomode acá mamasota rica- (haciendo claro, referencias fálicas). Si invirtiéramos los papeles, los hombres estaríamos encantados de que las mujeres nos gritaran esas cosas, para muchos sería su sueño dorado; es más muchos hasta podrían escoger a cual de estas féminas emisoras de piropos se llevan a la cama. Pero para las mujeres no es así, por muchas razones: Posiblemente por el dominio histórico del hombre, o bien, porque dicen que el hombre tiende a separar el aspecto sexual y sentimental, mientras que para la mujer el sexo y sentimiento va implícito en un todo.

Si me imagino lo frustrante que ha de ser para una mujer que los hombres las acosen, y basta ver el caso de Nancy, quien era acosada por un hombre en Insurgentes Sur allá en la Ciudad de México, el cual le gritaba de cosas desde su edificio mientras se masturbaba al verla. Si los papeles se invirtieran el hombre iría corriendo al instante a fornicar con su “acosadora”, pero en el caso de las mujeres eso les causa más que incomodidad, repulsión y un miedo a que puedan ser atacadas o violadas. Pero quiero ir al fondo y ver que es lo que tienen en la cabeza estos acosadores sexuales. Porque sinceramente yo no me veo ni siquiera aventando piropos en la calle, se me hace denigrante (no solo para la mujer, porque el hombre que los emite también se denigra) y repulsivo.

Me he preguntado si este tipo de gente está frustrada, Un hombre que acosa a una mujer no es precisamente una muestra de que esté sexualmente pleno. Según el doctor Manuel Poblete Ruiz, analista de esta problemática en el mundo laboral, dice que muchos acosadores sexuales en este entorno suelen tener más de 40 años, casados, con una vida familiar y sexual insatisfactoria, y con una necesidad de autoafirmación y control.  Aunque estoy seguro que muchos otros no han tenido relaciones sexuales en mucho tiempo (o quiza nunca) y prácticamente no tienen éxito con las mujeres.

Yo personalmente he conocido gente que suele ser incómoda (claro no al grado del acosador de Nancy) para las mujeres, y lo que me he percatado es que efectivamente, no son precisamente exitosos en las relaciones con el sexo opuesto, y de cierta forma se sienten inferiores, ya sea por su aspecto físico o incluso por su nivel socioeconómico. Recuerdo que a uno de esos chavos le dije una vez, -oye, ¿Por qué te la pasas mirando así a esta chava y diciéndole tal y tal cosa si sabes que nunca te va a hacer caso y menos así?-, el me decía, que por eso mismo, que como sabía que nunca le iba a hacer caso, se daba el lujo de aventar miradas insinuosas y piropos a mi gusto, bastante incómodos. Afortunadamente la mujer en cuestión era tan distraída que ni cuenta se dio.

Y sinceramenta a mi en lo personal me hace sentir muy incómodo cuando voy acompañado de este tipo de personas que voltean y susurran con la boca a la hora de ver caminando unas “nalguitas bien paradas”. Se me hace de un pésimo gusto, y para mí no refleja otra cosa más que frustración y unos pésimos modales. Si a mi se me hace incómodo estar con este tipo de gente, no me quiero imaginar lo que sienten las mujeres al ser acosadas por hombres depravados y calenturientos en demasía, como el acosador de Nancy:

 

veces compartido

Deja tu comentario

Síguenos:

Archivo

Destacados

Encuesta

    • Votarías por José Antonio Meade

      Ver Resultados

      Cargando ... Cargando ...
  • Twitter