Redentores, ideas y poder en América Latina – Enrique Krauze

3 enero 2012

veces compartido

Calificación: 4 de 5

Había quedado algo decepcionado con el libro “De Heroes y Mitos” que lanzó Enrique Krauze el año pasado con motivo del Bicentenario, lo noté algo escueto y divagante, no me llegó a cautivar la lectura y lo terminé leyendo, por terminar de leerlo. Un año después saca el libro Redentores, ideas y poder en América Latina. Un compendio de aproximadamente 500 hojas que trata sobre las biografías de quienes Enrique Krauze considera los principales redentores, los menciono en orden de aparición: José Martí, José Enrique Rodó, José Vasconcelos, José Carlos Mariátegui, Octavio Paz, Eva Perón, Che Guevara, Gabriel García Márquez, Mario Vargas Llosa, Samuel Ruiz, Subcomandante Marcos y Hugo Chávez. Lo que llama la atención primero de esta obra es el muy buen diseño gráfico de la carátula, muy a la Andy Warhol, y en general el formato físico del libro es bastante diferente a los libros que ha presentado Enrique Krauze, además no lo hace con la editorial Tusquets como lo venía haciendo, sino con la editorial Debate.

A lo que trata de llegar Enrique Krauze con este libro, es a una defensa tácita de la democracia liberal sobre el redentorismo y el caudillismo. Este último surge por los niveles de desigualdad que existe en la región, y se torna más atractivo que la democracia liberal. Hasta aquí todo bien y creo que el análisis histórico es bastante bueno y loable. Algunas de las biografías son muy extensas, en especial la de Octavio Paz, quien fue su amigo, esa biografía se lleva casi el tercio del libro; en cambio otras biografías, como la de Evita Perón y en menor medida, la del Subcomandante Marcos, son muy pequeñas y solo abarcan unas cuantas páginas. Me quedé con las ganas de saber más de Evita Perón y sinceramente su biografía tiene el mismo tamaño que su artículo de Wikipedia.

Es curioso, porque Enrique Krauze siempre se ha considerado “de izquierda”, pero parece tener una obsesión mayor con el marxismo que con las doctrinas de derecha como el fascismo. Tal vez por eso se explica que haya olvidado el pequeño gran detalle de incluir la biografía de Augusto Pinochet, que me parecía indispensable en una obra como esta. La gran mayoría de los redentores que presenta son marxistas, guerrilleros, comunistas (en alguno que otro caso, que con el tiempo se recorrieron al centro político como Octavio Paz), teólogos de la liberación; y del los 12 personajes podemos señalar solo a 3 que han mostrado tendencias políticas inclinadas a la derecha, como Eva Perón que simpatizaba con el nazismo (pero a la vez junto con su esposo, despilfarraban dinero en actividades populistas), José Vasconcelos quien fue un liberal y que en sus últimos años se vió atraído por el fascismo y el nazismo; y Mario Vargas Llosa, que más que presentarlo como un redentor, se nota la clara intención de publicar su biografía para contraponerla con la de Gabriel García Márquez.

Javier Sicilia criticó este libro, el cual dijo que ciertamente tiene un análisis histórico impecable en relación con los redentores, pero que no toca para nada la democracia liberal que impera en el mundo. Entiendo la postura del poeta, pero creo que dada la tesis de este libro, no había ninguna necesidad de hacer esa crítica en esta obra. Lo que Sicilia deja entrever y yo he mencionado que es uno de los defectos de Krauze, es que emite una muy poca (o nula) crítica contra los defectos de la democracia liberal,  ya no para desacreditarla sino para corregirla. Un claro ejemplo es la ortodoxia neoliberal (que bien no viene implícita con la democracia liberal, y mucho menos son sinónimos, pero si se alimenta de ella), de la cual prácticamente no ha hecho ninguna crítica. Tampoco emite críticas contra la derecha latinoamericana o la estadounidense, inclusive tuvieron que pasar 11 años, para que Enrique Krauze dijera públicamente que el PAN se ha desempeñado mal en estos dos sexenios, y lo hizo en el programa de Carmen Aristegui donde presentó este libro.

No me cabe duda que Enrique Krauze es mucho mejor historiador que analista. Sus libros realmente son buenos y en la mayoría de los casos documenta la historia desde una postura “no dogmática”, el libro de “Redentores” no es la excepción; pero como analista creo que deja que desear, sobre todo porque dice que la democracia liberal es la menos peor, pero no hay propuesta alguna para mejorarla, no habla del papel que la ciudadanía debe de tener (que se me hace indispensable) y tampoco critica las ortodoxias neoliberales (o más bien corporativistas) que a veces emanan de esta, que más que ser propias de la democracia, son una tergiversación y una corrupción de las ideas liberales.

Con todo y esto, el libro es muy recomendable, porque Krauze tuvo el tino de hilar una historia de América Latina con las biografías. El lector aprenderá no solo biografías de personales, sino una historia de nuestro continente; y además este libro se presta para que el lector siga investigando e indagando más por otros medios posteriormente.

veces compartido

Deja tu comentario

Síguenos:

Archivo

Destacados

Encuesta

    • Votarías por José Antonio Meade

      Ver Resultados

      Cargando ... Cargando ...
  • Twitter