España, en la madre… patria.

2 enero 2012

veces compartido

Me da tristeza lo que está ocurriendo en España. A varios mexicanos, no se por qué, les caen mal los españoles, dicen que son bien gritones, que no se bañan, que son la escoria de Europa, o incluso muestran resentimientos porque nos colonizaron (claro que sin esa colonización, los que emiten esas opiniones no existirían). A mi me caen muy bien, siempre he sentido “esa conexión” cuando tengo la oportunidad de convivir con españoles, siempre me han tratado bien. Tal vez por ese cariño que le tengo a ese país, me da tristeza que esté pasando por una crisis económica.

En nochebuena, mi primo (que radica allá) y su esposa española me platicaban sobre la situación en España. Me dicen que en efecto hay una crisis pero que aquí estamos peor, que la situación es que en España no estaban acostumbrados a sufrir crisis económicas (recordemos que España había tenido un crecimiento sostenido por décadas) y les está afectando mucho; en cambio en México, ya estamos más acostumbrados. Yo no se que tan cierta sea esa aseveración, porque nunca he ido allá. Lo que si se es que la tasa de desempleo en España es mucho más alta en México, pero también es cierto que la mayoría de los que están en paro tienen seguro de desempleo, por lo cual tendrán para comer un rato mientras se recompone la situación.

España fue un ejemplo para México porque hace varias décadas, durante el régimen franquista, tenía una economía similar a la que tenía nuestro país entonces. Ahora España es una economía más fuerte, desarrollada y sólida. Esto gracias a la eurozona, a la ayuda recibida por Alemania (país que ahora, en su tercer intento desde la primera guerra mundial, busca consolidar su hegemonía en Europa), y a otras cosas que se hicieron bien, como la apertura democrática. Pero una burbuja inmobiliaria los atoró en una fuerte crisis, un problema que se empezó a gestar en la época de Aznar y que Zapatero en 8 años de gobierno no supo resolver y más bien lo agravó. Ahora los españoles están indignados, realizan manifestaciones, critican sobre todo a los mercados como los responsables de la crisis.

Es paradójico que ante todo esto, los españoles hayan votado a Mariano Rajoy del PP, el partido de la derecha. Aunque también es entendible, porque mucha gente, cuando siente que un político no ha podido con el paquete (como sucedió con Zapatero), entonces busca la otra alternativa. Y curiosamente muchos pensaron o pensamos: llega Rajoy, a reducir el sistema de bienestar y aplicar medidas neoliberales. Pero parece ser que el mismo Rajoy ha entendido que el neoliberalismo es un sistema obsoleto y caduco, y las medidas no son en realidad tan neoliberales, son más bien pragmáticas e inteligentes (aunque veremos que tan inteligentes fueron cuando se vean los resultados). Es cierto que hubo algunos recortes, y que congeló los sueldos de los funcionarios. Pero por ejemplo también aumentó la carga impositiva a los más ricos (aunque en su campaña dijo lo contrario) e implementó otras medidas que no se pueden considerar neoliberales.

No se como le vaya a ir a España en un futuro, muchos no lo saben, pero yo espero que se recuperen lo más pronto. Porque más que verlos como colonizadores, al igual que los indígenas, también son parte de nuestra sangre.

 

veces compartido

Deja tu comentario

Síguenos:

Archivo

Destacados

Encuesta

    • Votarías por José Antonio Meade

      Ver Resultados

      Cargando ... Cargando ...
  • Twitter